COOLSCULPTING

Coolsculpting es tecnología avanzada para la eliminación definitiva de la grasa localizada.

Muchas veces las dietas y el ejercicio no son suficientes para eliminar la grasa localizada de algunas zonas de nuestro cuerpo. Por ello ofrecemos a nuestros clientes un tratamiento muy innovador que ayuda a eliminar esa grasa sin cirugías ni inyecciones: Coolsculpting… ¡la mejor alternativa a la liposucción!

Contacta ahora sin compromiso

¿QUÉ ES COOLSCULPTING?

Coolsculpting es tecnología avanzada para la eliminación definitiva de la grasa localizada en zonas como: abdomen, flancos, espalda, cartucheras, etcétera. Es, actualmente, el único tratamiento no invasivo aprobado por la FDA y la Comunidad Europea para la eliminación de grasa.

La tecnología empleada para conseguir reducir el volumen es a través de enfriamiento y tiene el objetivo de eliminar las células grasas de forma selectiva, natural y gradual, sin dañar nada nuestra piel.

¿Cuál es el origen de Coolsculpting?



El origen de Coolsculpting se remonta al año 2000, en la Universidad de Hardvard, cuando el Dr. Dieter Manstein y el Dr. R. Anderson se dieron cuenta de que la grasa acumulada era mucho más vulnerable al frío que los tejidos adyacentes. Ambos llegaron a la conclusión de que se podría eliminar la grasa sin dañar la piel y otros tejidos con una tecnología de enfriamiento.

Hoy, estos resultados han sido probados clínicamente y diferentes estudios apuntan a que el tejido adiposo se reduce entre un 20% y un 30%.

Coolsculpting es el tratamiento estético para decir adiós a la grasa localizada en determinadas áreas del cuerpo de manera definitiva. Utiliza una tecnología de enfriamiento que, a través de un procedimiento gradual y natural que no daña lo más mínimo los tejidos, elimina las células grasas.

Es un tratamiento especialmente indicado para personas que tengan grasa localizada en zonas como el abdomen, las caderas, los glúteos, la espalda… Y que no consiguen eliminar con una buena alimentación o ejercicio físico.

Beneficios del tratamiento

1

Elimina grasa

Se reduce entre un 20% y un 30%

2

Resultados visibles

Resultados visibles casi de inmediato

3

No invasivo

No requiere ni cirugías ni inyecciones

4

Tecnología avanzada

Sin dañar nada nuestra piel

A quien va
dirigido
el tratamiento

¿A quién va dirigido Coolsculpting?

El tratamiento Coolsculpting va dirigido a todas las personas, mujeres y hombres, que tienen cúmulos de grasa importantes en algunas zonas de su cuerpo. Este tratamiento no está indicado especialmente para la pérdida de peso y no es una alternativa a cirugías como el bypass gástrico. Sin embargo, y tal y como hemos apuntado con anterioridad, sí puede ser una alternativa a la liposucción.

Sesiones y resultados de Coolsculpting

Con este tratamiento tan solo necesitarás una sesión para ver en el futuro buenos resultados. Y es que, el efecto de Coolsculpting es casi inmediato. No obstante, cada persona y cada zona del cuerpo es diferentes y en algunos casos es posible que se requieran más sesiones: entre 2 y 3. No obstante, los resultados definitivos se ven a los 3 meses de realizarse el tratamiento. Hay estudios que han demostrado que la pérdida de volumen y la reducción de la grasa se pueden vislumbrar de forma gradual durante este periodo de tiempo. Esta reducción se mantendrá en el tiempo y la grasa eliminada no volverá a ser visible.

Las sesiones de Coolsculpting pueden durar entre los 35 y los 45 minutos y en ningún caso se requiere tiempo de recuperación porque, tal y como hemos mencionado con anterioridad, es un tratamiento no invasivo y no requiere ni cirugías ni inyecciones, por lo tanto se puede hacer vida totalmente normal al finalizar las sesiones.

Coolsculpting en Valencia

Si buscas un centro dónde realizarte el tratamiento Coolsculpting en Valencia ven a Mariche Correcher. De la mano del Doctor Eduardo Martínez, cada viernes, podrás realizarte una sesión de Coolsculpting en Valencia a un precio increíble.

Contacta con nuestro centro médico estético para pedir tu primera visita y descubre los beneficios que este tratamiento puede aportar a tu cuerpo y también a tu rostro.

Preguntas frecuentes

¿Cómo funciona?

El Coolsculpting es una técnica 100% segura y no invasiva. Es igual a la liposucción ya que permite perder varios centímetros, pero sin necesidad de pasar por quirófano. El tratamiento se basa en la aplicación de frío. La temperatura depende de cada caso concreto, aunque generalmente oscila en -10ºC. A esta temperatura las células grasas entran en lo que se conoce como apoptosis y los macrófagos acaban con las células de grasa. Luego, el cuerpo se encarga de irlas eliminando de forma natural a través del sistema linfático.

Un tratamiento que cuenta con una tecnología inteligente, capaz de adaptar la temperatura según la cantidad de grasa a eliminar. Se trata por lo tanto de una técnica personalizada, que se adapta a cada paciente y ofrece unos resultados definitivos.

¿Es peligroso?

El Coolsculpting es una de las técnicas más efectivas y seguras que existen para acabar con la grasa localizada. A diferencia de otros tratamientos, el enfriamiento está controlado y ataca únicamente a las células grasas, sin dañar lo más mínimo a los tejidos adyacentes.

¿Cuántas sesiones son necesarias para ver resultados?

Sobre cuántas sesiones son necesarias para ver los resultados, depende de la zona a tratar y de la cantidad de grasa acumulada. En la gran mayoría de pacientes con 2 o 3 sesiones de entre 60 y 120 minutos cada una es suficiente. A diferencia de la liposucción, el paciente no necesita tiempo de recuperación, sino que puede retomar su vida normal inmediatamente después de la sesión.

¿Tensa la piel?

El Coolsculpting no tensa la piel de la zona tratada. Para ello se pueden utilizar otros tratamientos estéticos de forma complementaria y así conseguir una silueta moldeada y estilizada.

¿Qué es mejor lipossución o coolsculpting?

La liposucción es uno de los tratamientos más demandados en el ámbito de la cirugía estética. Se trata de una intervención quirúrgica que consiste en realizar una serie de incisiones en zonas con exceso de grasa. Luego, se introduce una cánula de succión para absorber dicha grasa.

En cuanto al Coolsculpting, hace uso de un aplicador de vacío para aportar un enfriamiento controlado en la superficie cutánea, provocando con ello la muerte celular de la grasa.

Sobre cuál es mejor, depende de cada caso concreto. Por lo general, la liposucción se recomienda cuando el área con grasa es muy grande. Hay que tener en cuenta que el Coolsculpting no requiere de proceso de recuperación porque no es un tratamiento invasivo.

¿Cómo se pueden mejorar los resultados del coolsculpting?

Para mejorar los resultados de esta técnica es requisito indispensable llevar un estilo de vida equilibrado, con una buena alimentación y la práctica de ejercicio físico.

Contacta para realizarte tu tratamiento en Valencia

Otros tratamientos con tecnología avanzada